El Cafecito

¿De qué se ríe?, por Enrique Puente Gallangos

1 comentario

RIE copia

“Seré curioso señor Ministro, de qué se ríe, de que se ríe” ¿una pregunta?, ¿una demanda? Escribe Benedetti ante el gesto del Perverso, ante el gesto del Ministro, ante el gesto del Padre, ante el gesto del Otro, ante el gesto del Presidente, ante el gesto del Poder, ante el gesto del “Pacto por México”.

El “Pacto por México” se ríe, ¿de qué se ríe? La risa está relacionada con el inconsciente del sujeto, por lo que plantea dos escenarios: el primero consigna a la felicidad, complacencia ante el deseo satisfecho, ante la plenitud, ante el placer; el segundo consigna un elemento de tención, miedo, ira, angustia, dolor, de goce.

Algunas madres podrían decir con verdad que la primera sonrisa de su hijo recién nacido fue expresada después de haberse saciado. Un México que ronda entre la neurosis y la esquizofrenia podría tener como única respuesta ecológica la risa. Pero el mexicano no ríe, solo ríe quien tiene poder ¿de qué se ríe? ¿De que se ríen “quienes nos representan” y que deciden pactar sin consultar?

Los gadgets Constitucionales seguirán ocupándonos. El “pacto por México” envió al Congreso de la Unión la “reforma fiscal”. Una “reforma” que solo beneficiará al 10% de mexicanos y de los no mexicanos. Reforma que limita el crédito y aumenta los intereses, reforma que protege a más de 70 Bancos y que sostiene la risa de dos de ellos con el monopolio de los cajeros automáticos. Reforma que otorga a los que ríen la posibilidad de cobrar de 20% a 40% de intereses para hipotecas, compra de vivienda, autos, en fin para todos aquellos que no serán beneficiados con la “reforma” pero que serán utilizados y que somos el 90% de los mexicanos y no mexicanos.

Éstas y esta  “reforma fiscal” puede ser que nos quite la risa de ser aprobada, pero es seguro que desde ahora mantiene con una sonrisa perversa a los integrantes del “Pacto por México” y a los Banqueros.

¿De qué se ríe? Pulsión de muerte disfrazada de Principio de placer. Este enmascaramiento de la pulsión de muerte que nos devela la “reforma fiscal” no será sin consecuencias: Millones de mexicanos padecerán la angustia, tención, vacío que provocara su renuncia al principio del placer. Dejar de reír podría ser una sentencia, pero como vamos a dejar de reír sino sabemos lo que es reír, sino reímos como el recién nacido que acaba de saciar su hambre y un poco más. Si en cambio tienen ya esa sonrisa que provoca la “reforma fiscal” a los que van a saciarse con el uso de la banca y el crédito, que van a saciarse hasta el cansancio y un poco más, cansancio que les provocara una sonrisa, una sonrisa como la del recién nacido. Lo que tiene gracia para unos será la desgracia de los otros.

Renunciar a reír parece ser el precio que hay que pagar por la elección del “Presidente light y sus tres apóstoles”. Estos apóstoles que son rojos, azules y amarillos, apóstoles de la risa y de la renuncia de ella. Parece que esta renuncia a reír es genética y congénita. La heredamos desde 1917 con la Constitución y la heredamos de los perdedores de la Revolución, de la Independencia y de la Colonización.

Perdedores que ahora somos ganadores, ganadores del “cristianismo democrático” y que  tenemos el poder del sufragio para nombrar a nuestros apóstoles. Cuando se publique este artículo habremos ejercido nuestro derecho a perder la risa, se habrá consumado la elección de apóstoles municipales, apóstoles legislativos Estatales en una buena parte de este país. Como podremos ver algunos estarán riendo por el triunfo y otros dejaremos de hacerlo. “Cómo traicionan el patrimonio mientras el gringo nos cobra el triple”,  Benedetti.

Enrique Puente Gallangos es Licenciado en Derecho, Maestro en Derecho Constitucional, Maestro en Psicoanálisis, Especialista en Psicoanálisis para Niños y Adolecentes y Master en Psicoanálisis y Prácticas Socio-educativas en FLACSO Virtual Argentina. Estudia el Doctorado en Derecho en CIJUREP, en la Universidad Autónoma de Tlaxcala. Es además catedrático de la Facultad de Derecho de la Universidad Regional del Sureste y de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca.

Anuncios

Un pensamiento en “¿De qué se ríe?, por Enrique Puente Gallangos

  1. EXCELENTE PUNTO DE VISTA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s