El Cafecito

Poemas de Juan Pablo de Ávila

2 comentarios

Estampas de pasos perdidos (fragmentos)

I

El pie sobresale de los grumos lodosos

las raíces marcan el surco

tierra movida para sembrar

Todo es color café, gris, negro, tierra

todo es tierra

toda carne vuelve a la tierra

México se fertiliza

El muerto está enterrado en un surco

su pie es un fruto aterrado

Hay flores

hay hojas verdes luminosas

El pie parece un tubérculo renaciendo

pie brotando cual hortaliza

Cosecha de nuestro terror.

II

Hoy la cosecha ha sido de pies

miembros cercenados

tenemos el prestigioso

primer lugar

en la siembra

y cosecha

de cuerpos.

III

Son dos cuerpos colgando de un puente

hay mucha luz, es un supermercado

El primer colgado

Recuerda al Cristo de Dalí

aquel Jesús crucificado volando

subiendo al espacio

a diferencia, éste tiene los brazos

hacia el centro de su pecho

El segundo cuerpo –de perfil–

parece un ejecutado por la Inquisición

–a garrote vil–

con todo su rostro cubierto

le han roto la tráquea:

El país es un viacrucis perpetuo.

IV

El cuerpo ha caído al agua

pequeño lago en pequeño bosque

El cuerpo ha caído o fue arrojado

el agua es reflejo de la tarde

los árboles reviven en la luz

Es otoño, la hojarasca embellece el estanque

tarde de oro, luz y agua, destellos de un sol obnubilado

Tarde para un par de novios acariciándose

haciéndose el amor

Pero no

el muerto con el rostro bajo el agua

rompe la tarde

rompe la hojarasca

rompe el reflejo de los árboles en el agua

y rompe

todo posible amor

toda posibilidad de erotismo entre amantes.

V

El pic-nic es necesario

pasto y árboles frondosos

robusto  verdes

Instante en que entra la luz o se apaga

inicio o fin del placer

Mas el mantel es hoy un muerto.

Juan Pablo de Ávila. (Aguascalientes, 1963). Estudió Ciencias de la Educación en la UAA. A finales de los ochenta editó la revista Proletra junto con Netzahualcóyotl Álvarez Cardona y Óscar Romero. Ha publicado varios títulos, como Estos ojos que maúllan debajo de la cama (1990), Ciudad en los ojos (1992), Corazón en el ojo (Premio Nacional de Poesía “Ramón López Velarde” 1998), Iba por ahí con los ojos metidos en las miradas rotas (2000) y Ojos para las hadas y Dios (2003) y Ojos de agua (2004).

Anuncios

2 pensamientos en “Poemas de Juan Pablo de Ávila

  1. juampis???

  2. Juampis… El mismo hombre sabio…
    Q.E.P.D.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s