El Cafecito

¿Niño o niña?, por Enrique Puente Gallangos

Deja un comentario

i441

Un ser humano deviene sujeto por el Otro. El otro de la cultura, el lenguaje y su historia. La sexualidad de este sujeto tiene la misma vía; aunque no podemos negar el buen intento de la biología por dar un sexo, pero admitamos su insuficiencia. La ciencia globalizada al servicio del deseo, no del  hombre, no del ser, no del sujeto, si del consumidor y del deseo de los padres, ofrece la cirugía como rápida solución. Permitamos al sujeto un sexo, estructurado por su historia, su biología y su cultura; que descubra y conquiste su sexualidad; y no cubra lo que fue colonizado con un sexo por el otro de la ciencia plástica.

¿Cuál es mi sexo? ¿Qué es la intersexualidad?, ¿Qué órganos sexuales combinados en un cuerpo cuestionan la sexualidad del sujeto? Una niña, un niño, una mujer, un hombre, no son iguales, son diferentes. Diferencias generales, cualquier afirmación estricta sobre la naturaleza de su sexo necesariamente depende de una política social y de la ciencia.

La realidad es que hay sujetos que nacen con diferencias en los órganos, tipo mujer y tipo hombre. Al nacer el sujeto, en algunos casos, sus órganos genitales son confusos, pueden ser con un clítoris largo, pene pequeño, o un órgano que no es claramente pene o clítoris; mujeres con cromosomas XY y hombres XX, otras XXY, XO, XO/XY; mujeres con testículos internos y hombres con ovarios internos. ¡Puf! Cosa complicada para los padres, pero comprensible en la escena médica, ya que la anatomía sexual femenina o masculina comparte vías comunes en la matriz.

Monstruosa y vergonzosa es la intersexualidad para las familias de estos niños y es mejor no hablar del tema. Pero l@s adult@s intersex han decidido hablar y hay que escucharlos. Los médicos, de una manera cuantitativa, han otorgado sexo a estos niños intersex cortando lo que sobra y poniendo donde falta, claro, con las mejores intenciones para dar respuesta a las familias y a los niños; pero se olvidaron de un detalle, la asistencia psicológica para los padres y para los niños, porque bien sabemos que un niño o niña juegan indistintamente con juguetes para niños o niñas y que su familia los dirige hacia un sexo, masculino y femenino según sea el órgano. Pero también sabemos que aun sabiendo el órgano y seleccionando los juguetes de su sexo, los niños en ocasiones no se dirigen a un objeto del deseo sexual diferente al suyo, sino se dirigen a un objeto del deseo sexual igual a suyo. Esto es que la elección de un objeto del deseo de un sujeto no depende del saber del órgano que posee, así que las buenas intenciones de otorgar un sexo a estos niños intersex, según el dicho de los adultos intersex, les han presentado un sinnúmero de problemas; ya que implantándoles un pene o una vagina, los ha llevado con el tiempo, su cultura y su lenguaje, a buscar, siendo adolecentes y adultos, un objeto del deseo sexual muy distinto de lo que les indica su sexo implantado.

Tarea nada fácil para la ciencia en general determinar un sexo para el sujeto; pero demos oportunidad a otras disciplinas como el psicoanálisis y demos una oportunidad a estos padres y a estos sujetos que sean ellos quienes, desde su propio deseo de tener un niño o niña, estructuren a este ñiñ@ y con sus usos, sus costumbres, lleven a provocar a este ñiñ@ un deseo sexual y sea el mismo niñ@ quien haga un giro cultural  y se descubra sexuado y responda: “¡yo son un niño!” O: “¡yo soy una niña!” Nadie nace mexicano o ruso o argentino, ni mucho menos; nadie nace humanista, garantista o estructuralista; es el contacto con nuestra historia, nuestra cultura y el lenguaje la que nos estructurara subjetivamente y a través de la palabra podríamos decir: “soy María Paula, mexicana, orgullosamente oaxaqueña y mujer”.

Enrique Puente Gallangos es Licenciado en Derecho; Maestro en Derecho Constitucional; Maestro en Psicoanálisis, Especialista en Psicoanálisis para Niños y Adolecentes; Master en Psicoanálisis y Prácticas Socio-educativas en FLACSO Virtual Argentina. Estudia el Doctorado en Derecho en CIJUREP, en la Universidad Autonoma de Tlaxcala. Es además catedrático de la Facultad de Derecho de la Universidad Regional del Sureste y de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca.

Enrique Puente Gallangos es Licenciado en Derecho, Maestro en Derecho Constitucional, Maestro en Psicoanálisis, Especialista en Psicoanálisis para Niños y adolecentes;Master en Psicoanálisis y Prácticas Socio-educativas en FLACSO Virtual Argentina; Estudia el Doctorado en Derecho en CIJUREP en la Universidad Autonoma de Tlaxcala; es además catedrático de la Facultad de Derecho de la Universidad Regional del Sureste y de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s